Historia del Centro

Contact Us

El Colegio San José  es la primera obra apostólica fundada por la Congregación de Hermanas Carmelitas Teresas de San José en República Dominicana y en tierras americanas.

Inició sus labores el 9 de enero de 1949, con la llegada de las seis primeras hermanas Carmelitas Teresas de San José que vinieron al país. Ellas fueron: Piedad Bonet, Trinidad Moré, Guadalupe Quintillá,  María del Carmelo Ubierna, María García ya fallecidas, y Cándida Perxchats que aun vive.

Como parte de su historia, el Colegio San José cuenta con antecedentes muy particulares, como el hecho de que, aun antes de la llegada de las religiosas a su destino ya tenía en Azua un local equipado asignado a sus funciones, así como también una vivienda para el uso de las hermanas. Estas facilidades fueron posibles gracias al empeño de la señora Doña Consuelo, viuda González, quien era presidenta de la acción Católica Azuana y que se había convertido en una auténtica protectora de la congregación en Azua.

Adelantado el año escolar 1948-1949, las hermanas se pusieron de inmediato al desempeño de su función de educadoras, al principio con un grupo de alumnas muy reducido, debido al poco espacio que tenía la vivienda utilizada como centro de enseñanza.

Al comienzo el colegio solo incluía a niñas, de primero a sexto grado, pero el crecimiento paulatino del centro ante la demanda de los padres por educar a sus hijas en un ambiente cristiano exigía un cambio a un local de mayor amplitud. Cabe destacar, en este sentido, que en tres ocasiones el colegio se vio precisado a cambiar de local, hasta establecerse en su local definitivo.

Esto ocurrió en el año 1959, justamente a los diez años de haber llegado las  hermanas, fue inaugurado el Colegio actual, en un edificio moderno, amplio y funcional, es y pasa a ser la sede permanente del Colegio San José. Este importante acontecimiento trae consigo un crecimiento notable del colegio en todos los niveles, como fueron la introducción del bachillerato, de la escuela de comercio y posteriormente se crea el nivel inicial con sus tres cursos.

Al principio, además de sus funciones como centro educativo, el colegio acogía como internas a niñas y jóvenes de otras provincias, cuyos padres estaban interesados en que sus hijas recibieran una educación cristiana integral. El internado dejo de existir en el año 1969. A su vez, la integración de estudiantes masculinos al bachillerato se introdujo en el año 1974, rompiendo de esa forma con la tradición de la homogeneidad femenina en el colegio.

En el año 1993 la Congregación dio acogida en  la tanda vespertina a la Escuela San José,   dirigida a la clase más pobre de la  comunidad azuana; está abarca desde Pre-  primario hasta  8vo. de Básica.

La misión del Colegio-Escuela es evangelizadora, formadora y preventiva, avalada por la experiencia vivida por las fundadoras de la congregación y bajo el lema: ¨ Todo por amor¨, nuestra filosofía de trabajo enfatizada en la prevención antes que el castigo.